Las crisis de 2020 y 2021, y las disrupciones que han provocado —desde acelerar las transformaciones tecnológicas hasta dar un vuelco a las “normas” tradicionales del lugar de trabajo, a los modelos de negocios y a la economía—han añadido mucha presión a los procesos de preparación de información financiera, y al entorno de riesgos y de control.

Sobre la base de la investigación realizada por el Board Leadership Center de KPMG  y de las interacciones con Comités de Auditoría y líderes empresariales, resaltamos ocho cuestiones a tener en cuenta al momento de llevar a cabo las agendas para el 2022 de los Comités de Auditoría:

  1. Mantenerse enfocado en la información financiera y en los riesgos de control interno relacionados: la tarea número uno.
  2. Monitorear las actividades de reglamentación sobre el cambio climático y demás información sobre ESG que se deba presentar, y aclarar las responsabilidades de supervisión del Comité de Auditoría al respecto.
  3. Mantenerse al tanto de los desarrollos y riesgos fiscales globales, y reconocer que los impuestos han pasado a ser un elemento importante en los temas de ESG.
  4. Ayudar a afinar el enfoque de la empresa sobre ética y cumplimiento.
  5. Fortalecer la calidad de la auditoría y establecer expectativas claras al auditor externo.
  6. Entender cómo la tecnología está afectando al talento, la eficiencia y el valor agregado de la organización financiera.
  7. Ayudar a garantizar que la auditoría interna se centre en los riesgos críticos de la empresa.
  8. Aprovechar al máximo el tiempo en las reuniones del Comité de Auditoría.

Contáctenos

Contactos

© 2022 KPMG, KPMG, una sociedad argentina y firma miembro de la red de firmas miembro independientes de KPMG afiliadas a KPMG International Ltd, una entidad privada Inglesa limitada por garantía que no presta servicios a clientes. Derechos reservados.

Para más detalles sobre la estructura de la organización global de KPMG, por favor visite https://home.kpmg/governance.