close
Share with your friends

La Dirección General de Ingresos (DGI), como responsable en la planificación y adecuación de las estructuras y procedimientos administrativos y debido al Estado de Emergencia decretado como consecuencia de los efectos generados por el COVID-19, emitió la Resolución No. 201-2406 de 6 de abril de 2020 en donde resuelve:

  1. Exceptuar temporalmente el uso de equipos fiscales o cualquier otro sistema de facturación en todo el territorio nacional a aquellos contribuyentes que no pueden hacer uso de dichos equipos o sistemas que reposan en los establecimientos comerciales u oficinas de negocios.

  2. Todos los contribuyentes deben documentar las operaciones de venta de bienes y/o prestación de servicios a través de documentos equivalentes (facturas manuales o preimpresas -cumpliendo los requisitos mínimos señalados por la Ley 72 de 2011- proformas o formularios preimpresos -por medio de equipos fiscales o autorizados por resoluciones de la DGI-), aun cuando estén exceptuados del uso de equipo fiscal.

  3. Aquellas personas naturales o jurídicas que se encuentran desarrollando sus actividades de manera ininterrumpida, deberán documentar sus operaciones por medio de equipos fiscales o sistemas de facturación debidamente autorizados por la DGI.

Cabe señalar que una vez el periodo de Estado de Emergencia finalice, los contribuyentes deberán emitir las facturas por medio de los correspondientes equipos fiscales o sistemas de facturación.