La llegada de la COVID-19 ha llevado a las empresas a redoblar su apuesta por la transformación digital, utilizando la Inteligencia Artificial (IA) para afrontar los nuevos retos que se les plantean.

Este estudio, realizado a profesionales de los sectores tecnológico, financiero, industrial, de la salud, científico, retail y estatal, aporta una visión transversal de la evolución de la percepción del uso de la IA.

La implementación de la IA ha facilitado la mejora de multitud de procesos, como el aumento en la velocidad y calidad de respuesta al cliente, la automatización de procesos de back-office y la identificación temprana de fallos en productos y servicios. Todo ello, ha supuesto una mejora en el rendimiento de la actividad de las empresas, haciendo de la IA una pieza fundamental de su estrategia.

Contacta

Mi perfil

El mejor contenido personalizado para ti

Regístrate