close
Share with your friends

Sin retorno a la normalidad a corto plazo

Según la encuesta CEO Outlook Pulse 2021, los CEO de las empresas más influyentes del mundo están planificando el regreso a la ‘normalidad’, conscientes de que el acceso de sus profesionales a la vacuna contra la COVID-19 puede determinar sus estrategias.

Si en el informe CEO Outlook 2020: COVID-19 los ejecutivos se enfocaron en dar estabilidad a su negocio en un contexto de incertidumbre, el sondeo CEO Outlook Pulse 2021, que se ha llevado a cabo en febrero y marzo de este año, pone de manifiesto que los CEO tienen ahora una estrategia más clara a corto y medio plazo. Cerca de la mitad de los encuestados (45%) no cree que este año se recupere la normalidad previa a la irrupción de la COVID-19.

Elaborado a partir de las respuestas de 500 CEO de 11 mercados clave, CEO Outlook Pulse 2021 ofrece una visión actual de las previsiones de los CEO sobre el retorno al crecimiento, la distribución de las vacunas, los principales riesgos para la empresa y las prioridades estratégicas.



Estrategias ligadas a la vacunación

Los CEO de las empresas más influyentes del mundo tratan de definir cómo será el regreso a la normalidad. El acceso de sus profesionales a la vacuna contra la COVID-19 determinará sus estrategias. Solo un tercio (31%) anticipa que el regreso a la normalidad se producirá en 2021, mientras casi la mitad (45%) lo sitúa en 2022. Un 24% afirma que su negocio ha cambiado para siempre.

31% espera que se vuelva a la normalidad este año

45% ve un regreso a la normalidad en algún momento de 2022

24% dice que su negocio ha cambiado para siempre

Fuente: KPMG 2021 CEO Outlook Pulse

El ritmo de desarrollo de los programas de vacunación se ha convertido por tanto en factor decisivo en las previsiones de los CEO. Más de la mitad de los encuestados (55%) afirma que les preocupa que no todos sus empleados tengan acceso a la vacuna contra la COVID-19, lo que podría reducir la competitividad de sus operaciones o de ciertos mercados.

Casi dos tercios de las empresas (61%) no pedirán a sus profesionales que regresen a la oficina hasta que el proceso de vacunación sea desplegado con éxito en sus mercados clave y tres de cada cuatro (76%) esperarán a que los gobiernos de estos mercados alienten a las empresas a volver a la normalidad. Solo un 5% lo pedirá en función de lo que hagan sus competidores o empresas similares. Nueve de cada diez CEO tienen la intención de solicitar a sus empleados que les informen cuando hayan sido vacunados, lo que ayudará a las organizaciones a considerar medidas para proteger a su plantilla. Un tercio (34%) está preocupado por el impacto que la información errónea sobre la seguridad de la vacuna contra la COVID-19 pueda tener en los empleados que decidan no recibirla.

Definiendo reglas en la "nueva realidad"

La seguridad de su plantilla determina los planes de los CEO para operar en el nuevo panorama empresarial. El 21% de las empresas preguntará a sus clientes y a aquellos que se desplacen a sus instalaciones si han recibido la vacuna. La cautela con la que actuarán las compañías se refleja también en sus políticas de viajes de negocios: un 26% planea reducir los viajes internacionales hasta que concluya la pandemia.

Aunque los CEO señalan que algunos de los cambios que ha operado la COVID-19 se mantendrán a largo plazo, se muestran comedidos en cuestiones clave como la reducción del espacio de oficinas y el teletrabajo. Solo el 17% señala que reducirá su espacio físico, frente al 69% de agosto de 2020, y aquellos cuyos empleados teletrabajarán 2 o 3 días a la semana representan únicamente el 30% de los encuestados.

No cabe duda de que las empresas están transformando aspectos clave del lugar de trabajo y la prestación de servicios. El 61% asegura que impulsará las herramientas digitales de comunicación y colaboración y más de la mitad (57%) planea gestionar la relación con sus clientes principalmente a través de plataformas virtuales como chat bots, teléfono, web y redes sociales.

Como consecuencia de una mayor conciencia sobre el impacto emocional y los problemas que ha ocasionado la pandemia, el 50% de las empresas incrementará los recursos de sus departamentos de Recursos Humanos para potenciar el bienestar y la salud mental de los profesionales y un 14% examinará los espacios compartidos los lugares de trabajo para aumentar la flexibilidad de los puestos de oficina.

Aumento de la confianza, a pesar de los riesgos cambiantes

Los resultados de la encuesta dibujan un panorama complejo. Por un lado, los CEO mejoran ligeramente sus previsiones sobre su empresa, sector y país en el horizonte de 3 años en comparación con el año pasado. Esta mejora es consecuencia del optimismo generado por la puesta en marcha de los programas de vacunación. Por otro, las nuevas restricciones han tenido un impacto negativo en las perspectivas económicas y la confianza de los CEO en la economía global está en su nivel más bajo desde 2017.

Los CEO sitúan los riesgos relacionados con la ciberseguridad como principal amenaza para el crecimiento de sus organizaciones en los próximos tres años. En el CEO Outlook 2020: COVID-19, ocupaban la quinta posición. También ganan posiciones los riesgos fiscales y regulatorios, que empatan en segundo lugar, mientras que los riesgos relacionados con la cadena de suministro suben al tercer lugar desde el octavo que ocupaban en el informe de 2020.

¿De los siguientes riesgos, cuál supone la principal amenaza para el crecimiento de su organización en los próximos 3 años?

CEO Outlook Pulse 2021 (Feb – Mar 2021)

CEO Outlook 2020: COVID-19 (Jul – Aug 2020)

Fuente: KPMG 2021 CEO Outlook Pulse

Con la celebración este año de la COP26 y la reincorporación de Estados Unidos al Acuerdo de París, el 49% de los CEO planea implementar prácticas ESG más rigurosas. Nueve de cada diez (89%) prevén mantener los avances alcanzados durante la pandemia en materia de sostenibilidad y cambio climático y la práctica totalidad (96%) potenciará el componente social en sus programas de ESG.

Duplicando la apuesta digital

La pandemia sirvió para incrementar el compromiso de los CEO con la digitalización de sus compañías. A medida que van superando la etapa de reacción inicial y normalizando sus operaciones, los CEO centran su atención en los aspectos relacionados con la ciberguridad y potencian la digitalización de la relación con el cliente como valor diferencial.

Tres de cada cuatro encuestados (74%) aseguran que la digitalización de sus operaciones y la creación de un modelo operativo de próxima generación se encuentran meses por delante de lo previsto antes de la pandemia (24 puntos porcentuales más que en 2020). Una amplia mayoría ha acelerado la digitalización de sus modelos de negocio y flujos de ingresos (69%) y un 56% ha desarrollado una experiencia de cliente fluida en entornos digitales.

Este año, los CEO planean invertir más en tecnologías digitales que el año pasado: un 52% priorizará la protección de datos, un 50% se enfocará en tecnologías centradas en el cliente y un 49% en comunicaciones digitales tales como videoconferencia o mensajería.

También buscarán vías para aumentar sus capacidades digitales, ya que el 61% afirma que su predisposición para completar fusiones y adquisiciones durante los próximos 3 años se verá impulsada principalmente por el deseo de adquirir tecnología digital para transformar la experiencia del cliente o su propuesta de valor.

Conclusiones

Un año después de que la irrupción de la COVID-19 cambiase de forma abrupta el contexto en el que empresas desarrollaban su actividad y generase incertidumbre, los CEO se preparan para dar estabilidad a sus operaciones. Aunque son pocos los que anticipan un rápido regreso a la normalidad, han comprendido cuáles son los requisitos para "restablecer la normalidad" en la forma en que trabajan. También tienen una visión clara de cuáles son las acciones precisas para fortalecer su competitividad en un mercado en constante cambio, entre las que destaca la necesidad de continuar avanzando en los logros alcanzados en digitalización y aspectos ESG durante el último año.

Con el objetivo de continuar el diálogo sobre estas tendencias, compartiremos en este espacio nuevas conclusiones del sondeo y previsiones de los expertos de KPMG.

Metodología:

Pulse Survey pregunta a los CEO de las empresas más influyentes del mundo sobre sus previsiones económicas y empresariales para los próximos 3 años, así como sus perspectivas sobre la pandemia de COVID-19. Esta edición analiza cómo han evolucionado sus opiniones desde el informe de 2020.

Se ha encuestado a 500 directores ejecutivos de 11 mercados (Australia, Canadá, China, Francia, Alemania, India, Italia, Japón, España, Reino Unido y EE. UU.) y 11 sectores (Automoción, Banca, Consumo y distribución, Energía, Gestión de Activos, Industria, Infraestructuras, Life Sciences, Seguros, Tecnología y Telecomunicaciones) entre el 29 de enero y el 4 de marzo de 2021. Todos los encuestados representan organizaciones que registran unos ingresos anuales superiores a los 500 millones de dólares estadounidenses. Un 35% de las empresas encuestadas registra unos ingresos anuales superiores a 10.000 millones de dólares estadounidenses.

NOTA: es posible que algunas cifras no sumen el 100 por ciento debido al redondeo.