close
Share with your friends

Por: Gabriela Monroy, Directora de Auditoría

El riesgo climático es financiero

Los consejos de administración de los bancos de hoy están abordando el cambio climático desde la cúspide de sus organizaciones, empoderando a sus directores ejecutivos para que asuman la responsabilidad directa e incluyendo los objetivos de la estrategia climática en las estructuras de recompensa. Las revelaciones en los informes financieros más recientes de los 25 bancos más importantes del mundo muestran cómo el cambio climático se está integrando en sus estrategias comerciales. Hace dos años, una búsqueda de la palabra “clima” en los informes anuales de estos bancos (2018) arrojó 36 resultados; la misma búsqueda en 2020 proporcionó 99, tres veces más que en la primera medición. 

En los informes anuales de 2020 estos bancos muestran tres tendencias principales:

  • Más y mejores revelaciones: un aumento significativo en las divulgaciones sobre el cambio climático, en línea con el reconocimiento de que es un problema a nivel de la junta directiva.
  • Introducción de métricas y objetivos: la mayoría de los bancos han identificado y divulgado objetivos para aumentar la financiación de proyectos más ecológicos y reconocen su papel en la configuración y financiación de un futuro más sostenible.
  • Mayor información en el informe de gestión, pero aún no en los estados financieros: los bancos se enfocan en los problemas climáticos en la primera mitad de sus informes anuales, no obstante, hay pocos detalles sobre cómo el riesgo climático afectará las revelaciones de los estados financieros, como las pérdidas crediticias esperadas, la medición del valor razonable o deterioro. Entonces, ¿qué están revelando los bancos en sus informes anuales y cuál es el impacto en sus estados financieros?